Reliquias del Buda

Historia de las Reliquias

La Asamblea General de las Naciones Unidas, en su reunión plenaria número 79, el día 15 de diciembre de 1999, adoptó la resolución de reconocer internacionalmente el día de Vesak, en todas las dependencias y oficinas de Naciones Unidas.

Esta resolución, auspiciada por 34 países, entre los cuales se encuentra Chile, reconoce que el día de luna llena de Mayo de cada año, es el día más  sagrado para todos los budistas, que celebran en esa fecha el nacimiento, la iluminación y el deceso (Parinirvana) de Buda.

Al conmemorar este día, las Naciones Unidas hace un reconocimiento al budismo, que como una de las más antiguas religiones del mundo, ha inspirado la espiritualidad de millones de seres humanos  por más de dos mil quinientos años.

En honor a esta resolución de  N. U., los gobiernos de Tailandia, Myanmar y Sri Lanka, han donado parte de las cenizas de Buda que en sus países respectivos  atesoran desde las épocas en que fueron recibidas como regalo del emperador Ashoka de  India, hace 2200 años atrás. Estos restos donados, son ahora patrimonio de las Naciones Unidas.

Las Reliquias de Buda están viajando por primera vez fuera del continente asiático, en un conmemorable Peregrinaje por la Paz.

Información adicional